Delicias de Buda ¿Que es?

delicias de buda

 

El Delicias de Buda es el tazón del mendigo de los monjes budistas: es un enfoque particular de la comida, en línea con los antiguos y nuevos principios de una dieta saludable y consciente.

¿Qué es un Delicias de Buda?

Un punto culminante en los mejores sitios web de alimentación saludable, Buda Bowls son una interesante nueva adición que combina principios antiguos con nuevas formas.

El concepto básico que inspiró los Cuencos de Buda, que, es bueno entender desde el principio, no son una receta o un método de cocinar, sino más bien un enfoque diferente y consciente de la comida, es el del cuenco del mendigo de los monjes budistas.

Como es bien sabido, los monjes budistas, mientras viajan, llevan consigo muy pocos objetos, a veces sólo un cuenco, con el que reciben las ofrendas de los fieles, dándoles la oportunidad de aligerar su karma con una acción compasiva.

La copa es ante todo un símbolo del vacío interior al que aspiran los monjes budistas, el famoso nirvana. Además de ser un símbolo de la condición de su conciencia, es muy práctico recibir algunas monedas, comida, flores y otras ofrendas.

A la hora de comer, la comida, de acuerdo con la tendencia oriental natural hacia la belleza y el equilibrio, se compone de una manera sencilla pero elegante, sin mezclar los ingredientes, como, una vez más, debería ocurrir con los pensamientos y otras fuerzas del ser que pasan a través de nosotros.

La composición de las Delicias de Buda

En el último año, el Delicias de Buda es, sin duda, el plato por excelencia, una moda, podríamos decir, pero una moda saludable, que también contiene un precepto de la filosofía alimentaria de la olla única.

En lugar del primer y segundo entrantes, el Delicias de Buda contiene toda la comida en una sola porción. Pero no te dejes engañar por el aspecto, no es sólo una ensalada. En ella, representando un microcosmos y macrocosmos equilibrados, deben estar presentes todos los elementos alimentarios, estrictamente vegetales.

Como ya se ha dicho, se trata de equilibrar y componer el plato, o mejor dicho, el cuenco, sin mezclar los ingredientes. Tendremos medio Delicias de Buda dedicado a las verduras y la otra mitad dividido entre carbohidratos y proteínas.

Las grasas no deben superar la décima parte de su contenido. Lo ideal es que haya tantos colores como sea posible. ¿Pero qué tamaño debe tener el cuenco? Según los nutricionistas, el estómago de una persona sana es equivalente a la capacidad del cable de sus manos, por lo que un cuenco de ese tamaño sería ideal si tuviéramos la intención y la capacidad de comer al menos 3 al día.

Verduras en el Delicias de Buda

En primer lugar, las verduras, las hierbas y las verduras: como nos enseñan las mejores escuelas de alimentación modernas, al menos dos tercios de una comida deben consistir en verduras.

Ya sean verduras de verdad, yemas o hierbas de campo, en Delicias de Buda no debe perderse las verduras de hoja, verdes o rojas; raíces como rábanos, patatas, zanahorias o batatas; frutas (botánicamente hablando) como pimientos, tomates, berenjenas o quingombó; flores e inflorescencias, como coles o, por nombrar sólo algunas, nasturtium, caléndula, violetas, alcaparras, etc…

Las verduras, a su vez, deben estar en equilibrio entre las verduras crudas y las cocidas.

Fuentes de carbohidratos en el Delicias de Buda

La presencia de carbohidratos es importante, y aquí nos ayudan todos los cereales y pseudocereales, así como muchos tubérculos como la patata, rica en amigos.

La lista es casi interminable: todos los tipos de trigo, cocido y germinado, avena, cebada, espelta, todos los tipos reales de arroz, centeno, mijo, quinua, sorgo y así sucesivamente.

Fuentes de proteínas en el Delicias de Buda

No podemos dejar de ver las proteínas, que en el mundo vegetal están más representadas por las legumbres, también cocinadas aquí, germinadas o, en algunos casos, frescas. Podemos utilizar los más conocidos, como los frijoles, garbanzos, lentejas, soja y guisantes, pero también los generalmente menos utilizados: habas, garbanzos, garbanzos negros, roveje y altramuces.

Fuentes de grasa en el Delicias de Buda

Pasamos a las grasas, que a menudo forman parte del aderezo: aceites vegetales, aguacates o cremas y salsas de semillas como la mantequilla de maní, el tahini u otras. Añadir todas las semillas oleaginosas, los llamados frutos secos: de la avellana al nogal, de la almendra a la macadamia, del piñón al pistacho.

Por no mencionar las semillas de menor importancia como las semillas de amapola o sésamo, excelentes condimentos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *